Wilson nos habla de amor…

El viernes Wilson nos relataba otro de sus capítulos de su azarosa vida, esta vez su primer amor y hoy el Morito replicaba confesando que él también tuvo un gran amor platónico que le duró más de quince años y que cometió el error de reencontrarlo para descubrir que como decía Serrat `no hay nada mas bello que lo que nunca he tenido nada más amado que lo que perdí´

Pienso que nos gustan estos posts no tanto porque tengamos excesivo interés por la vida de quien escribe sino porque con ellos recordamos escenas de nuestras propias vidas, y eso si nos gusta, es como si un duendecillo adormecido despertara en nuestro frio interior y encendiera una lampara de alcohol para calentarse las manos.

Es la nostalgia, es el regreso a casa.

Algo muy parecido he sentido yo hoy cuando caminaba por las calles de Albacete y veía mi primera academia de informática, mi antigua casa, los recreativos donde gastaba mis ahorros en monedas de 25 pesetas, el videoclub ahora tienda de decoración… todo había cambiado, pero no para mi que a cada paso despertaba un recuerdo, fuerte, vivo, con una claridad cegadora.

Volvi al lugar de mi infancia, con la frente todavia no muy marchita, para darme cuenta de que lo único bueno de haberme ido es el poder volver, aunque sólo sea de visita.

Trabajo en ENZO desarrollando aplicaciones web para empresas. Me apasiona todo lo relacionado con Internet, las nuevas tecnologías, la programación y los ordenadores. Si te gustan mis artículos puedes suscribirte por e-mail a mi blog.